Entiende que no es el prestatario el sujeto pasivo del impuesto en las escrituras notariales de préstamo con garantía hipotecaria sino la entidad que presta la suma correspondiente”

El Tribunal Supremo, en una sentencia del 16 de octubre dictada en la Sala Tercera del Tribunal Supremo (Sección Segunda) se desdice de su jurisprudencia anterior e, interpretando de nuevo el texto sobre la ley del impuesto sobre trasmisiones patrimoniales y actos jurídicos documentados, concluye que es la banca, y no el cliente, quien debe asumir el Impuesto de Actos Jurídicos Documentales de las hipotecas.

Dicha sentencia del Supremo es de vital importancia en la guerra que lleva librándose los últimos años entre el consumidor y la banca; guerra que tiene como principal caballo de batalla las hipotecas y las consecuencias derivadas de la mala praxis de los bancos en el momento de ofrecer dicho producto financiero.

Por tanto, este nuevo vuelco en los acontecimientos puede provocar una auténtica avalancha de nuevas reclamaciones judiciales ya que anula el artículo del reglamento del impuesto en el que se establecía que el prestatario es el sujeto pasivo del impuesto.

 

Este cambio de criterio supone un nuevo golpe económico para la banca si tenemos en cuenta que, según la agencia de calificación Moody’s, el impacto puede ser superior a los 4.000 millones de euros.

 

Des de Apredef ofrecemos asesoramiento jurídico profesional, y os guiamos en todo el proceso judicial para que recuperes aquello que es tuyo. Ponte en contacto con nosotros y te ayudamos.